Una parte importante de Délice Maison es compartir y experimentar, por seguir estas ideas locas que tenemos en el blog, y en el día a día, por esta razón cuando todavía se estaba gestando todo, tenía muy presente que un rincón de recomendaciones era más que necesario.

Así que va a ser un placer compartir contigo esta sección que poco a poco espero que pueda ir creciendo y sobre todo que puedas darme también las tuyas y quien sabe quizás en algún momento ocupar también su espacio aquí.

Ahora si, la decisión de con qué inaugurar, era un asunto más complicado, tenía que ser algo actualizado, que aporte valor, que te sorprenda en la cocina y que de verdad sea una recomendación que hayamos podido comprobar en casa… y ahí estaba…

Si, mi primera recomendación no podría ser otra, y recae sobre el magnífico libro de Momofuku de David Chang, ¿quizás aún no lo comprendras? pero poco a poco entenderás el porqué.

No sólo un recetario

La historia de Momofuku, Ssäm y Ko es la propia historia de David Chang. De hecho, las primeras páginas no están dedicadas a ninguna receta, sino que nos ponen en antecedentes de la propia historia del cocinero, de su trayectaria y de cómo nace su proyecto en medio de un caos que podría llevar a pensar que esto hubiera acabado en fracaso.

A lo largo de cada sección dedicada a cada uno de sus restaurantes, las historias y la creación de algunos platos se intercalan entre las propias recetas. Algo que se agradece porque aprender y poder tener testimonio de cómo se ha creado algo también tiene su punto de conocimiento, que no todo llega por ciencia infusa.

Personalmente me parece interesante, y sobre todo ameno, porque no se trata de una novela en cambio vamos recibiendo estas historias y apuntes con coherencia y con un sentido así que son de agradecer

Las recetas míticas

Ni el tiempo ni el presupuesto nos dan a todos las mismas oportunidades de poder probar las delicias de los grandes cocineros, pero en Momofuku tenemos algunas de las que le han granjeado la fama a David Chang. ¿Te has preguntado alguna vez si puede ser tan bueno su ramen o las famosas alitas de pollo?

Ya te digo desde aquí que sí, y muchos de los estantartes de sus restaurantes están aquí: desde como comenzar su ramen desde cero, la técnica para realizar los huevos con yema líquida, la famosa salsa XO… hasta los famosos postres de Christina Tosi como la ‘leche con cereales’.

Doble disfrute si has visto los documentales Ugly Decilious o la primera temporada de Mind of a Chef porque todo te sonará bastante y le sacarás más jugo.

Recetas sorprendentes llenas de sabor

Pero no todo son platos con dificultad o sobre todo con elaboraciones interminables, también tenemos recetas llenas de sabor y sencillas, que incluso podrán hacerte cambiar tu opinión de algunos ingredientes, para prueba sino estas estupendas coles de Bruselas con vinagreta de salsa de pescado o los noodles con salsa de cebolleta y jengibre.

Cada receta sorprende al paladar, en casa cada vez que hacemos un podría decir que se convierte en una fiesta porque están llenas de equilibrio, sabor y en general de mucho umami. Desde luego si quieres dar un giro o giro o probar las mejores alitas de pollo, este libro es para ti.

En general, es un libro lleno de inspiración que invita a probar y experimentar, a conocer otros ingredientes, culturas y a vivir de primera mano la experiencia de comer algo que de otra forma requiere un largo viaje y una reserva previa. Pero si no te he convencido a la primera, prueba alguna de las recetas que compartimos al pie y decide por ti mismo

Lo mejor

No me cabe duda que para mi ha sido algo que me ha aportado algunas técnicas que no realizaba y que sin duda marcan una diferencia, también me ha hecho ver algunos productos con otros ojos, pero sobre todo me ha llevado a explorar algunos sabores y combinaciones que ni en pintura se me hubieran ocurrido.

El sabor, la creatividad y el trabajo que le han dedicado se nota en la receta cuando ves que en casa queda como dios manda y no de cualquier forma, lo dice una que ya lleva medio libro preparado y todavía no defrauda ninguno.

Pero algún pero debe tener

Obviamente si, peor más relacionado con tu nivel a la hora de poner los fuegos a trabajar, de tus gustos y de tu tiempo disponible. Es cierto que las recetas interminables de caldos de más de 14 horas, huevos en 45 minutos o carnes en 24 horas pueden superar a muchos, así como la caza de algunos ingredientes pueden echarte para atrás, lo mismo para algunos sabores que para los occidentales nos puedan chocar.

Eso sí, yo te diría que hay de todo, además de ser es interesante el trabajo que puede llevar un solo plato, pero sus puntos fuertes es que es diferente y te llevará a hacer un viaje sin salir de casa, de hacerte un ramen de esos que soñaras durante meses o de disfrutar rechupeteando alitas con locura. En resumen, que bien vale la experiencia.

Pin It on Pinterest

Share This